Blog International House

Por qué debes aprender alemán (y algunos mitos sobre el idioma)

Publicado por Luis Herrero on Wed, Sep 3, 2014

aprender_alemán

Sprichst du Deutsch? Si no es así, trataremos de exponer algunos motivos por los que deberías aprender alemán, y que ya han llevado a muchos a interesarse por esta lengua, tan famosa por su supuesta complejidad como por su enorme peso cultural y proyección de futuro. Para empezar -y pese a que tal vez esto sea una obviedad para muchos-, el alemán se habla en bastantes más sitios que el país teutón; es también el idioma oficial de Austria y Liechtenstein, y uno de los cooficiales en Suiza y Luxemburgo. Y, lo que es incluso más interesante, la mayoría de estudios lo sitúan como la tercera lengua más importante para hacer negocios del mundo, sólo por detrás del inglés y el japonés, pese a que apenas ocupa la undécima posición en lo relativo al número de hablantes.

Aunque la primera razón para estudiar un idioma debería ser siempre el interés intrínseco en él (si tal cosa es posible) o la simple curiosidad y el afán de aprender, siempre supone una gran ventaja elegir uno cuya proyección e importancia no sean desdeñables. Por eso no es raro que el interés de los españoles por aprenderlo se haya incrementado a un ritmo vertiginoso en los últimos años, llegando incluso a duplicarse el número de alumnos entre 2011 y 2012. Otra importante ventaja de estudiarlo es que, por más que las obvias diferencias fonéticas y la complejidad del alemán no lo hagan sospechar a simple vista, éste comparte con el inglés no pocas similitudes –más allá de que “tomato” se diga “tomaten” en la lengua de Goethe-, por lo que el aprendizaje simultáneo de ambas lenguas es un cóctel armónico y sumamente provechoso.

 

international_house_madrid

Una leyenda urbana germano-americana

No nos resistimos a incluir una curiosa leyenda urbana que poca gente conoce por estos pagos: según ella, el alemán estuvo a un tris de convertirse en la lengua oficial de EEUU, debido a que en 1774 se reunió en Filadelfia el primer Congreso Continental americano, durante el cual, entre otras cosas, se decidía la futura lengua oficial del país, y el inglés supuestamente ganó al alemán por el margen de un voto. Sin embargo, la realidad es que en EEUU no existe una lengua oficial –aunque, de facto, se considere que dicho estatus lo ostenta el inglés-, y que lo único que realmente se debatió fue la posibilidad de traducir los documentos oficiales al alemán. Por más que esto sea una simple malinterpretación, es interesante señalar que el alemán ocupa el tercer puesto en la enseñanza de idiomas extranjeros en los EEUU.

aprender_alemán

¡Usan palabras larguísimas!

Aunque, como dijo Mark Twain, “algunas palabras del alemán son tan largas que se pueden ver en perspectiva”, la más extensa de las teutonas desapareció hace no mucho: como señala este artículo del periódico La Nación, la muy entrañable palabra rindfleischetikettierungsüberwachungsaufgabenübertragungsgesetz ha pasado al olvido; aludía a la "Ley sobre la transferencia de obligaciones de control del etiquetado de la carne bovina", y tan pronto como la alarma generada por las vacas locas pasó al olvido, así lo hizo el palabro que tan estrechamente relacionado estaba con ella. En la misma web señalan que, por muy alambicado que parezca, el término es fácilmente descomponible si uno sigue la implacable lógica de la lengua germana: Rind (vaca); fleisch (carne); etikettierung (etiquetado); überwachung (control); aufgaben (obligaciones); übertragung (transferencia); gesetz (ley).Y, cuando uno lo lee al revés, ¡voilà! En resumen, se trata de un idioma complejo, pero estructurado al milímetro y no tan fiero como lo pintan.

Como es natural, en International House Madrid disponemos de cursos de alemán, sobre cuyos detalles hablaremos en profundidad durante los próximos días. Y, como diría un alemán de pro, “Alles hat ein Ende, nur die Wurst hat zwei!”. Es decir, que "todo tiene un fin, salvo las salchichas, que tienen dos". Y hasta aquí llegamos por hoy, no sin antes recomendaros que sigáis atentos a los próximos artículos sobre el alemán que se publicarán en este blog.

Temas: Curiosidades sobre idiomas